CDEEE: “El centro de control de Punta Catalina no fue secuestrado, sacamos de funcionamiento la planta por precaución”

765

La Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE) aclaró la mañana de este miércoles que fue una decisión de la administración de la Central Termoeléctrica Punta Catalina sacar de funcionamiento la primera unidad, que estaba operando  y generando, como medida de precaución, frente a los reclamos de empleados del Consorcio que construye la obra para que se les entreguen las bonificaciones correspondientes al año 2018.

Te recomendamos :Termoeléctrica Punta Catalina superó los 300 megavatios

La empresa negó que se haya “asaltado” el centro de control  de la planta, como se ha indicado por las plataformas de redes sociales y dijo que prepara un comunicado oficial que se difundirá posteriormente. La CDEEE dejó claro que “el tema de los reclamos sobre bonificaciones no se hace al Gobierno, sino al consorcio que levanta la obra, en Baní, provincia Peravia.

La Central Punta Catalina es una obra que se construye EPC,  “llave en mano”, lo que significa que es responsabilidad del consorcio encargarse de todo lo concerniente a la planta y luego entregarla al contratante. Cuando se dice que la obra es EPC significa que es de ingeniería, gestión de compras o procura y construcción (“Engineering, Procurement and Construction, en inglés).

Una vez están listas las dos unidades, aportarán al Sistema Eléctrico Interconeptado del país 720 megavatios.

La Central Termoeléctrica Punta Catalina se construye con una inversión contractual de US$1,945 millones, a los que se agregan otros US$336 millones correspondientes a un fondo de contingencia que garantiza su terminación en el tiempo previsto y cuya devolución al Estado o acreditación al Consorcio constructor está condicionado a los resultados de un proceso de arbitraje internacional que está vigente, por un pedido que realiza el consorcio de que se le entreguen 708 millones de dólares adicionales a los que establece el contrato original.

La Constructora Norberto Odebrecht,S.A. junto a las empresas Tecnimont  S.p.A. e Ingeniería Estrella S.R.L conforman el consorcio que está construyendo las plantas a carbón. El comunicado que motivó las protestas de los empleados da cuenta de que el consorcio no podrá cumplir con el pago de bonificaciones porque la empresa ha tenido pérdidas.

Ese comunicado fue dirigido al Sindicato de Trabajadores de la Rama de la Construcción de la Planta  Punta Catalina (Sintrapunca). La CDEEE informó que la situación está bajo control y que inmediatamente se inició la protesta de los empleados, promovida por el sindicato, se activaron los protocolos de control establecido para una obra de la naturaleza de Punta Catalina.

Sobre el humo que se observa en los videos colgados en redes sociales, la institución dijo que se trata de algunos extintores que se accionaron. “Queremos dejar claro que todo está bajo control, que no se trató de que empleados asaltaron la planta, sino que esos empleados protestaron dentro del complejo porque son empleados que están laborando precisamente en el lugar. Pero no es cierto que hayan tomado el control de áreas sensibles de la planta”, dijo la CDEEE.

El primer barco cargado de carbón mineral para la sincronización de la primera planta (de las dos contempladas para Punta Catalina) llegó en diciembre de 2018r a la Central Termoeléctrica con  38,516 toneladas (TM), de un total de 462 mil que se usarían para la sincronización y pruebas de la primera de dos unidades, una de las cuales ha estado operando.

El barco llegó desde Baltimore, con carbón procedente de Pensilvania, Estados Unidos.

Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
¿Te gusta el contenido de este artículo?

Compartir
Noticia anteriorEn Semana Santa, Leonel apela a “honrar nuestros juramentos”
Noticia siguienteMinisterio de Trabajo reitera Viernes Santo es día no laborable