Elegir un falso cirujano es el primer riesgo de muerte en las cirugías plásticas

146
Cada año, los procedimientos de cirugías plásticas aumentan, y desafortunadamente, también el número de cirujanos que no cumplen con los requisitos de este oficio.
La elección de un cirujano acreditado es primordial para lograr los resultados deseados, reducir la posibilidad de complicaciones y, con ello, el riesgo de muerte

¡Adquiere el cuerpo que deseas sin anestesia y a bajo costo! El engaño detrás de las ofertas ostentosas para la realización de cirugías plásticas, la mala práctica médica y la ilusión por una nueva apariencia, son eslabones que han llevado a muchas pacientes a pagar el costo más alto al someterse a un procedimiento quirúrgico: la muerte. Y es que en casos como este lo barato sale caro.

Para Denisse Santos, certificada como Facilitador de Turismo Médico (MTM) el primer riesgo está en elegir el cirujano equivocado. “Un buen médico coloca a su paciente por encima de cualquier otra cosa; no “bordea” la ley diciéndote: es una cirugía sin anestesia y una hora después te manda a tu casa”, señala.

Hay muchos términos que se utilizan mercadológicamente para confundir el paciente, asegura Santos. Un ejemplo de esto, según Santos, es que hay quienes dicen que será una cirugía sin anestesia general o con anestesia local (procedimiento por el que se insensibiliza solo la zona a trabajar, sin alteral el nivel de concencia) lo que suena genial, pero la realidad es que en un centro muy pequeño o ambulatorio, en términos legales, es ilícito y significa un mayor riesgo para el paciente.

No existe un tipo de anestesia mejor que otro, pero sí existe la anestesia adecuada a las condiciones de salud de la persona, al tipo de intervención a realizar y al lugar en dónde se someterá, comenta Santos.

Elección del cirujano

Para Santos, un buen comienzo es buscar toda información concerniente a los años de experiencia del cirujano elegido para asegurarse que posea una especialidad en cirugía plástica. “Investiga a qué asociaciones pertenece. Asimismo, solocítale fotos del antes y el después de sus pacientes, y si te es posible conversa con algunas pacientes del doctor para que te cuenten sus experiencias”, aconseja la experta en el proceso pre y post-operatorio de cirugías plásticas.

Evaluación preoperatoria

Antes de someterse a una cirugía, el paciente debe practicarse exámenes médicos que evidencien su estado de salud, comenta Santos. Generalmente, se le indica toda analítica de laboratorio; se refiere al cardiólogo y al anestesiólogo.

“Cuando se trabaja los análisis de sangre puede haber un cambio hormonal debido a la mestruación. Por lo que es recomendable que se someta a los exámenes dos o tres días antes de la cirugía”, sugiere Santos. Añade, “¿qué sucede con frecuencia?, que el paciente tenga anemia. Cuando es así, debe someterse a un tratamiento con hierro, por lo regular inyectado. Luego de esto se vuelve a repetir los análisis, y si está todo bien, se retoma el procedimiento quirúrgico”.

En caso de que la persona padezca alguna enfermedad, debe ser evaluada por un especialista en el tema, para que la controle y autorice si puede practicarse la intervención quirúrgica planeada. Antes de la cirugía, el paciente debe llevar una dieta balanceada, pero no torturarse con una dieta, porque lo que se necesita es un cuerpo en buenas condiciones, dice.

Denisse Santos, facilitadora de Turismo Médico.

Riesgos
Los riesgos asociados con cirugías plásticas son mínimos cuando un especialista lleva a su paciente en buenas condiciones al quirófano.