Trump despide a secretario de Estado Tillerson y nombrará en su cargo a Mike Pompeo

685
ARCHIVO - En esta foto de archivo del 10 de enero de 2018, el secretario de Estado, Rex Tillerson, escucha al presidente Donald Trump en una reunión de gabinete en la Casa Blanca en Washington. Tillerson fue despedido el martes 13 de marzo de 2018, y lo reemplazará el jefe de la CIA Mike Pompeo, dijo Trump. (AP Foto/Evan Vucci)

WASHINGTON (AP) — El presidente Donald Trump anunció sorpresivamente el martes que despidió a su secretario de Estado, Rex Tillerson, y que designará al director de la CIA Mike Pompeo en su reemplazo.

“Mike Pompeo, Director de la CIA, será nuestro nuevo secretario de Estado”, tuiteó Trump. “¡Gracias a Rex Tillerson por sus servicios! Gina Haspel será nuestra nueva Directora de la CIA; la primera mujer designada para el puesto ¡Felicitaciones a todos!”.

Trump dijo que tomó la decisión del despido “por mi cuenta” y que Tillerson será “mucho más feliz ahora”.

Un funcionario de la Casa Blanca dijo que Trump quería formar un nuevo equipo antes de las conversaciones inminentes con Corea del Norte y una serie de negociaciones comerciales. La fuente habló bajo la condición de anonimato por no estar autorizada a hacerlo públicamente.

Durante la mayor parte del mandato de Tillerson circularon los rumores de asperezas en las relaciones entre el presidente y el secretario de Estado, un exdirectivo de la petrolera Exxon Mobile.

En octubre, el noticiero de la NBC informó que Tillerson había calificado a Trump de “idiota”, algo que Tillerson jamás negó claramente, aunque sí dijo que su relación con el presidente era firme y rechazó las versiones sobre la tensión.

Tillerson acababa de regresar de una gira por África que fue abreviada. Trump no explicó los motivos del cambio.

Tillerson debía jubilarse de Exxon en marzo de 2017 al cumplir los 65 años, según las disposiciones de la empresa. Recibió 27,3 millones de dólares el año pasado y ha acumulado unos 160 millones de dólares en acciones de Exxon junto con 149 millones en opciones no adquiridas, según una declaración de la empresa a la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC por sus siglas en inglés).