Towns, a prueba en la recta final

699
Karl Towns (derecha) está llamado a ser la pieza de mayor valía para Minnesota en esta recta final de la serie regular de la NBA.
El dominicano y sus Timberwolves afrontan los 14 partidos finales sin nada seguro de cara a los playoffs

En agosto de 2015 un chico de 20 años lanzó una proclama atrevida: Minnesota Timberwolves, a los playoffs. Para entonces, los Timberwolves tenían once campañas sin aparecer en postemporada, así el joven dominicano Karl Anthony Towns Cruz se arriesgó con el vaticinio, especialmente porque aún no había lanzado una pelota con el equipo que lo había escogido como número uno en el draft de ese año.

Peor aún. Minnesota venía de quedar con marca de 16-66, el más pobre registro de la NBA. Towns no solo falló en esa contienda, sino que también erró su misión en la siguiente campaña. Pero dicen que la tercera es la vencida. Los Timberwolves se encuentran en la quinta posición de la Conferencia Oeste con registro de 39-29, las mismas cifras de ganados y perdidos que el Thunder de Oklahoma, que está sexto.

Todo luce indicar que, si cierra bien la estación, este equipo terminará con 13 temporadas de miseria y el jugador dominicano de 7’0 pies de estatura tendrá mucho que ver en esta carrera. Towns tiene promedio de 20.2 puntos, 12.2 rebotes, 1.4 tapones y lanza para un 54.2% desde el campo. Increíblemente, ese quinto lugar de Minnesota no le garantiza nada en cuestión de playoffs. Utah Jazz y Denver Nuggets (37-30), que están fuera de la clasificación en los puestos nueve y diez, se encuentran apenas a un partido y medio de la escuadra de Towns.

Sí. Leyeron bien. El quinto sembrado tiene un juego y medio de diferencia en relación con el noveno y décimo. Así de cerrado está el Oeste, conferencia en la que Minnesota es perseguido no solo por Oklahoma, sino también por los Spurs de San Antonio (37-29) y los Clippers de Los Ángeles (36-29), dueños del séptimo y octavo peldaño, respectivamente.

Es aquí donde entra la valía de Towns de cara a postemporada. Está más que demostrado que Minnesota depende de él para avanzar, así que su desempeño será vital para sus aspiraciones en los finales de 14 encuentros de la temporada regular. De estos choques, nueve son contra franquicias que están fuera de la clasificación, incluidos dos ante Memphis Grizzlies, dueños de la peor marca en la liga (18-48). Towns demostró lo propio en la tarde del domingo cuando su consistencia fue determinante para vencer a los Warriors de Golden State (51-16), el combinado que ostenta el segundo mejor récord de la NBA. Él anotó 14 de sus 31 unidades en el cuarto parcial, en una jornada en la que agregó 16 capturas. Ese fue su doble doble número 57, líder del circuito.

Jimmy Buttler, que encabeza a Minnesota en anotación con una media de 22.2 tantos, está ausente de manera indefinida. La habitual contribución del quisqueyano se hace necesaria. De hecho, desde que Buttler se lesionó, Towns promedia 23.5 tantos, 13.0 rebotes y lanza para un 58% desde el piso, de acuerdo con basketball-reference.com. Será clave para la escuadra de Tom Thibodeau habilitar con frecuencia al centro de 244 libras, uno que cuenta con las herramientas necesarias para capitanear el viaje al destino deseado.