“Jingle Bells”, el real clásico de la Navidad

Iglesia donde surgió el villancico navideno Jingle Bells.

Es una canción que se convierte en la favorita de niños y adultos durante la temporada navideña; la cual se ha mantenido a través de los años

“Navidad, Navidad,
hoy es Navidad con campanas este día hay que festejar.
Navidad, Navidad,
porque ya nació ayer noche,
Nochebuena, el Niñito Dios…

¿Quién de nosotros no ha escuchado este clásico navideño? Qué Navidad, no importa la latitud, no es matizada con la melodía de este villancico.

El estribillo ha viajado el mundo entero. Grandes y chicos lo tararean, pero no todos conocen de su origen.

Este clásico navideño vio la luz en una iglesia unitariana de Savannah en el estado de Georgia, Estados Unidos.

Corría el año 1850 cuando el reverendo estadounidense John Pierpont Jr. tocaba el órgano, siendo el director musical de la referida iglesia ubicada al cruzar un parque llamado Troup Square, en Savannah.

Originalmente la canción tenía otro título, “One Horse Open Sleigh.” En 1857 una compañía de música de Boston publicó para el mundo la composición de Pierpont, y en 1859 la canción fue bautizada nuevamente, esta vez con el título por el que hoy se conoce, Jingle Bells.

Para 1957 la canción Jingle Bells era conocida mundialmente. El cantante estadounidense Bobby Helms grabó una versión de Jingle Bells que tituló Jingle Bells Rock, esa versión logró una popularidad rotunda en las listas y rankings musicales de los Estados Unidos. Hasta el día de hoy Jingle Bells es escuchada en todo el mundo en las emisoras de radio y centros comerciales durante la época navideña.

En la versión de 1957, Helms, menciona al parque que está al cruzar de la iglesia, cantando: “Dancing and prancing in Jingle Bells Square…” o “Bailando en el parque Jingle Bell,” en alusión al lugar del nacimiento de la composición musical original.

Hoy en día, cientos de cantantes han grabado esta melodía en diferentes idiomas y es una de las más reconocidas de la temporada de fin de año. Es la primera canción que fue transmitida desde el espacio. En diciembre de 1965 los astronautas norteamericanos Walter Schirra y Thomas Stafford tocaron la melodía durante su misión a bordo de la nave Gemini 6A. Acompañados de una armónica y cascabeles ambos cantaron Jingle Bells para sus colegas de la NASA, que los escuchaban desde la tierra.

En 1985 la ciudad de Savannah puso una placa en Troup Square para conmemorar el famoso villancico y sus raíces a la ciudad de Savannah. La placa dice: “James L. Pierpont, compositor de “Jingle Bells” (1822-1893) sirvió como director de musical en la década de 1850 cuando era una iglesia unitariana.”

Hoy, la iglesia es visitada por turistas que se maravillan al conocer el origen de este famosísimo villancico.

Al lado de la iglesia se levanta una casa, de un solo nivel, que cuenta con una habitación y un baño, completamente renovada en 2011, y que hoy se conoce como The Jingle Belle Cottage o la Casita de Jingle Bells. Ubicada en el centro histórico de la ciudad de Savannah, esta casa se renta a turistas que visitan la ciudad más antigua del estado de Georgia. Aunque la casa ha sido modernizada con toda la tecnología y comodidades del siglo 21, para los residentes de esta ciudad siempre será la casa donde nació “Jingle Bells.”

Los niños han hecho de esta canción un himno navideño.